Templo Oración

En el Templo de Oración, Luz, Paz y Energía, los hermanos de la Orden del Temple oran para ayudar a todo aquel que lo solicite ante cualquier situación personal y/o colectiva.

Donaciones

Como Organización sin ánimo de lucro y de base religiosa, aceptamos donaciones que puedan hacer que nuestra labor continúe diariamente al servicio del Cristo.
(En muchos países este tipo de donaciones tienen deducciones fiscales).

Información Usuario

IP Address
54.165.57.161
United States United States
Explorador
Unknown Unknown
Sistema Operativo
Unknown Unknown

Su Hora

Música

module by Inspiration

Recommended service:
dating information
La Cruz De Caravaca (II)
Publicaciones Orden del Temple - Santuarios y Monasterios
Escrito por María de Aquitania   
Martes, 02 de Agosto de 2011 00:00

Este enigma es causante directo, guste o no a los cristianos, de que la Cruz de Caravaca haya sido adoptada por esoteristas, sanadores y videntes como símbolo destacado y lo usan y recomiendan como un talismán para protección contra el “mal de ojo” y también la emplean a nivel mágico para llevarla consigo, a fin de eliminar supuestas malas energías que te puedan mandar.

Otro de los factores que han podido influir en la adopción de esta reliquia como símbolo mágico, es la trayectoria Templaria que la Cruz tuvo, y que ha quedado patente en las fiestas de Caravaca. Los caballeros Templarios se sintieron especialmente atraídos por esta Cruz, hasta el extremo de desarrollar la necesidad de hacerse guardianes esta reliquia. No se sabe con certeza el año en que los Templarios se hicieron cargo del castillo y de la Cruz y estas fechas oscilan entre 1.244 tras quedar sometido todo el territorio al vasallaje cristiano, hasta 1.266. No obstante, aunque las fechas difieran, la presencia Templaria es un hecho cierto, como queda patente en el símbolo Templario presente en la fachada del castillo.

Defiende la tradición que  el popular festejo llamado “los caballeros del vino”, procede de la época Templaria y de un acontecimiento acaecido en el pueblo, cuando la morisma sitió la plaza de la localidad. Como quiera que el tiempo pasaba y no se iban los soldados, las aguas del aljibe empezaron a descomponerse, de tal manera que una epidemia era lo más probable que sucediera. Los freires del Templo no se lo pensaron mucho. Salieron del castillo a caballo y atravesaron todo el cerco, para llegar a un lugar denominado El Campillo, donde llenaron de vino todos los pellejos que habían podido transportar, para volver abriéndose paso entre los asediadores.

Al regresar, bañaron en vino la santa reliquia y se lo dieron de beber a los sitiados, así que calmaron su sed y recuperaron las fuerzas necesarias para proseguir con la defensa. En recuerdo de este acontecimiento, se desarrolla una fiesta con claros matices Templarios, donde también se realiza una carrera de caballos que tiene lugar en la cuesta del castillo, así como la bendición del vino y las flores

Entre los esoteristas, se cree que la Cruz puede avisar de los peligros y que las Cruces de Caravaca grandes (las que no están cerradas), cuando va a producirse un fenómeno atmosférico raro, una gran tormenta, etc., se abren del todo, señalando que hay que proteger las casas y los campos y para ello, se iba pasando la Cruz por estos lugares  para que todo quedase en una simple lluvia.

Para los que no conocen la Cruz, vamos a explicar cómo es el Lignun Crucis y sus principales características. Esta guardada en un relicario con forma de Cruz de doble brazo horizontal, de 7 x 10 cms y de uno vertical de 17 cms. El tamaño del relicario, se corresponde con la Cruz original que tenía guardada en su interior.

La Cruz original, como hemos dicho, fue robada del Santuario en 1.934, poco antes de la Guerra Civil española. Quién lo hizo no se sabe y es un enigma completo, y son varias las hipótesis sobre este robo:

Ø Un robo común. Es la menos consistente, ya que los ladrones no se llevaron la caja de plata que tenía la Cruz y una tapadera de raso con  piedras preciosas, por lo que parece que  no era un móvil económico.

Ø Un robo por parte de la Masonería. La Cruz habría sido sustraída como un objeto de culto, posiblemente para ejercer presión política sobre el pueblo y se llegó a decir, que la Cruz había sido enviada a Mexico. Lo cierto, es que la implantación masónica en esa época, era muy fuerte en la región de Murcia, y de hecho en Caravaca, existía una Logia masónica llamada La Luz del Cénit.

Ø Un robo Templario. Habrían sido modernos caballeros Templarios los que la sustrajeron, como reliquia de gran valor histórico.

Ø Un robo del Vaticano, que ante la situación política que se avecinaba en España, decidieron llevarse la Cruz para preservarla de todo mal, con intención de devolverla posteriormente, aunque ésta, nunca ha sido devuelta.

Hay que destacar, que todo lo relativo a la  Cruz, levantó y aún hoy, muchos dislates, al extremo de que el juez instructor se inhibiera del caso por recibir amenazas de muerte, y su suplente Manuel Martínez Alcaina, sería asesinado de un disparo.

En resumen, tras el robo, fuere cual fuere el móvil, la reliquia no se conoce su paradero, y quizás esté escondida en alguna parte de España, y a lo mejor, el día que menos lo pensemos, aparecerá casualmente o desgraciadamente, nunca más sabremos sobre ella.

Non Nobis

Copyright. Todos los derechos reservados. Orden del Temple